MUSEOS

Museo Ángel Orensanz y Artes Populares de Serrablo
Museo de Dibujo Julio Gavín “Castillo de Larrés”

CENTROS DE INTERPRETACIÓN

La Torraza de Biescas
La Pez en Yésero
Harinera “La Dolores”
La Vida Pastoril
Centro Fotográfico de la Trashumancia en el Pirineo
Exposición de Arte Sacro
Centro de Exposiciones Leoncio Mairal
Centro de Interpretación de los Glaciares
Centro de Interpretación de las Iglesias del Serrablo

Museo de Dibujo Julio Gavín ``Castillo de Larrés``

Museo de Dibujo Julio Gavín

Recibe su nombre en honor a su fundador Julio Gavín, que fue director del mismo hasta su fallecimiento.

La población de Larrés, que dista unos seis kilómetros de Sabiñánigo, tiene por honor ser la cuna de la familia Ramón y Cajal y tuvo en el siglo XI una torre defensiva sobre la que a finales del siglo XIV y principios del siglo XV se construye el actual castillo, que fue ampliado en el siglo XVI.

Los Urriés, una de las familias nobles aragonesas de más renombre, fueron sus propietarios hasta finales del siglo XIX, cuando ya el castillo estaba casi abandonado. Puesto a la venta el Castillo es adquirido por D. Sixto Belío. Sus descendientes, los hermanos Castejón Royo, lo donan a “Amigos de Serrablo” en 1983.

Julio Gavín, presidente de la citada asociación, inicia los contactos con la Administración, con el propósito de obtener las ayudas necesarias para la restauración, así como con las galerías de arte y artistas, sin cuya desinteresada colaboración no hubiera sido posible este proyecto. Tras tres años de trabajo, el museo fue inaugurado en septiembre de 1986, constituyendo el único museo del territorio nacional dedicado íntegramente a la disciplina del dibujo.

La colección, integrada actualmente por unas 3000 obras de unos 700 autores, es una de las más completas y representativas del arte español del siglo XX, con la singularidad de que todas las obras han sido donadas por los propios autores o sus familiares, galerías de arte o coleccionistas, que hacen del museo un centro en constante desarrollo.

La estructura del edificio organiza el espacio expositivo en 14 salas distribuidas en dos plantas y una de las torres, mostrando al público unas 350 obras que periódicamente se van renovando.

Con el fin de dar a conocer sus fondos y difundir la obra de los artistas representados, el museo realiza distintas exposiciones temporales a lo largo del año, presta obras para exposiciones concretas y organiza exposiciones fuera de su propio recinto en colaboración con otras instituciones.

El patio central del edificio, con hermosos arcos apuntados, es el marco ideal para conciertos, conferencias, presentaciones de libros y toda clase de actividades y eventos públicos. Así mismo, el museo dispone de una biblioteca especializada en el dibujo que amplía sus fondos continuamente.