Piscinas naturales, baños para el alma y la salud

De siempre se ha dicho que el agua es un elemento que representa las emociones, que tiene un gran poder de limpieza, no sólo del cuerpo físico sino también del psíquico. Por eso, cuando te bañes en nuestras piscinas naturales, ríos o ibones, muy pronto notarás esos beneficios de los que os vamos a ir hablando.

En Aragón tenemos infinidad de piscinas naturales que bien podrían estar entre los lugares más bellos de España, hablamos de lugares como el Pozo Pígalo en la Comarca de las Cinco Villas, el Parrizal en la Comarca de Matarraña, el Pozo de los Chorros en Belchite… así multitud de lugares dignos de admirar.

Pues si nos paramos a descubrir esos lugares especiales para darnos unos baños naturales en el Alto Gállego, podemos empezar a hablar de nuestros Ibones. Estos pequeños lagos pirenaicos que nos tienen  enamorados y en los que los más atrevidos se dan unos chapuzones que rápidamente activan el cuerpo y nos otorgan un montón de fuerza para disfrutar de estas montañas. ¿Te has bañado en algún Ibón? Si no lo has hecho, ¡Hazlo! Y si te no te apetece el chapuzón por lo menos cuando llegues a ellos, descálzate y refresca tus pies, ya verás cómo se activa la circulación y notaras tus piernas más ligeras y descansadas. ¡Es genial!

El Balneario de Panticosa, complejo termal por excelencia, un lugar ideal para tomar un baño y beneficiarte de los poderes curativos del agua. Además muy cerquita, en las pozas del rio Bolática o del rio Caldarés podéis refrescaros y salir como nuevos después de alguna larga caminata.

En el recorrido del río Gállego por nuestra comarca encontraréis muchas badinas y pozas dónde pasar un día muy divertido. Si os bañáis en la zona alta de la comarca, al estar el agua más fresquita, vuestros músculos se tonificarán. Hay lugares especiales para darse estos baños en este tramo del rio como por ejemplo las badinas de Polituara, El Río Gállego a su paso por Santa Elena o en Biescas.

El Barranco de D´Os Lucas es uno de los rinconcitos más frecuentados para darse un baño, es un enclave fascinante por sus pozas y aguas cristalinas. Muy cerca de este lugar tenéis el barranco de Oliván, muy concurrido también por sus piscinas naturales tan beneficiosas para combatir el calor.

La presa de Isín es otro de esos lugares escondidos para meterte en el agua, cerrar los ojos, escuchar la naturaleza y liberar estrés. ¡Es un baño muy purificador, os lo garantizamos!.

Tenemos otros lugares para darse estos baños naturales como la poza de Rapún, las pozas del rio Arás, la Cascada de El Saldo de Escarrilla, o las badinas de la zona de Guarguera. Vayáis donde vayáis, vais a salir como nuevos.

Muy cerquita de nuestra comarca, en la Comarca de Sobrarbe, concretamente en toda la cuenta del rio Ara, vais a encontrar unas badinas realmente excepcionales, de aguas cristalinas, lugares idílicos a muy pocos minutos del Alto Gállego.

En Aragón no tenemos playa, pero tenemos unas piscinas naturales excelentes que además nos ayudan a mejorar nuestra salud interior y exterior. Y ahora que ¿Nos damos un baño?

Leave a Comment!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.